¡Qué ridículos somos!

Hoy el detonante de este artículo ha sido Pedro Sánchez, sí, el dandee que se cree conquistador de los votos de izquierdas por guapo. Porque lo que es por otra cosa… y como tiene poco con los jardines nacionales que regar, va y lanza un vídeo en inglés para pedir a los Grandes Hijos de la Gran Bretaña que voten quedarse con nosotros en la UE. Vamos, yo veo eso, y aunque quiera UE, voto en contra…

Y es que, a nivel nacional, poca vergüenza tenemos hablando otras lenguas…aún a sabiendas que hacemos el ridículo. Y para muestra…aquí los despropósitos, de uno en uno para no atragantarse.

El primero, el del guapo heredero

Poco que añadir tengo. Más que nada porque se ve cómo lee como un campeón y estoy segura de que no precisamente como se escribe, sino como se pronuncia. Pero ojo, para que no digan que sesgo info, aquí van otros ejemplos.

El actual capitán del Real Madrid, en un acto de generosidad para con el mundo y en vista de que Sabrina no saldría en los especiales de Navidad, quiso regalar al mundo su ya famoso Merry Xmas

Pero hay más, y mejores. Aunque nos haga pis encima un angelito por mentar a los difuntos, el caso de uno de los hombres más influyentes que ha tenido nuestro país y al que se le presuponían reuniones internacionales, nos regaló este documento gráfico. Te damos paso oh Botín

Pero para grandes ridículos internacionales, nada como Annie Bottle interpretando a Evita con su ya famosa metedura de pata (eh, que lo dijo la revista Time) y su Relaxing cup of café con leche

Que ya podrían aprender de otras, que esas aunque con pocos años de aprendizaje, las cunde de lo lindo y no nos hacen pasar vergüenza ajena…léase, Esperanza for President

Y es que, lo que nos queda por pensar en realidad es que si, para pasar selectividad hace falta aprender el idioma, al igual que para encontrar trabajo hoy en día, ¿por qué no se les exige a nuestros representantes un mínimo decoro a la hora de dejar en ridículo a los millones de españoles?

Porque puestos, y para huevos, los de aquí el tío Paco, palabrita de Rubia

Sobre el Autor

La Rubia
No hay nada mejor que ir de rubia por la vida. Palabrita de morena con mechas. Me lo enseñaron en un cole de pago como parte del temario y se me quedó grabado a fuego. Es así como me echan hasta la gasolina en las estaciones self service – ¡¡y esto es verídico!! - . Que no se ofendan las oxigenadas, pero te ven rubia y el trato cambia, se asume que hay que facilitarte las cosas...y en esas me encuentro, aguantando ciertas contestaciones que daría pero que no son políticamente correctas y que, o las acabo soltando, o mis neuronas optarían un suicidio masivo. Y así llegamos aquí. Para desquitarme de los inútiles, para soltar mis paranoias y por mi salud mental, mi jefe me hizo este blog como parte de mi terapia de oficina. Porque por muy rubia que seas, llevas una morena dentro...Y LO SABES.

Sé el primero en comentar en «¡Qué ridículos somos!»

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*